Las aplicaciones móviles que menos respetan la privacidad

Foto: Peter Kirkeskov

¿Sabes cuáles son las apps que exigen más datos personales?

¿Es necesario dar tantos datos para lograr instalar una aplicación en el móvil? Seguro que la inmensa mayoría de usuarias y usuarios se han hecho esta pregunta alguna vez, fruto de la cantidad de información de índole personal que solicitan algunas de las apps más famosas que hay en el mercado.

A pesar del alto número de denuncias interpuestas, algunas empresas continúan solicitando información que, una vez en la red, puede crearnos problemas por culpa de los ciberdelicuentes. En un estudio sobre el sistema operativo de Android, el medio especializado Vocativ ha vuelto a poner de relieve esta polémica, al verificar que la mayoría de las aplicaciones más populares solicitan demasiados permisos.

Especialmente preocupados se han mostrado por el poder que ejerce Facebook: “No es ningún secreto que puede realizar un seguimiento de casi todos los detalles de tu vida personal”. Asimismo, apuntan que otras apps como Viber, Skype, WeChat, BlackBerry Messenger y WhatsApp piden más de una treintena de permisos. Por otro lado, Instagram y Twitter, ambas en auge actualmente, solicitan bastantes menos.

En cualquier caso, Vocativ no quiere alarmar a la población y reconoce que esta información privada sólo se utiliza para fines publicitarios.

La privacidad en Internet preocupa cada vez más a la ciudadanía

primera

Un estudio demuestra que casi un 80% de usuarias y usuarios de la red muestran inquietud por la pérdida de privacidad.

La pérdida parcial o total de la privacidad se ha convertido en una de las mayores preocupaciones de las personas que utilizan Internet en su día a día. Así lo manifiesta un estudio elaborado por Microsoft en 12 países, donde el 79% de los encuestados reconocen que los efectos de la tecnología en la privacidad son fundamentalmente negativos.

Según los datos, ciudadanas y ciudadanos de países desarrollados tienen una mayor cultura de la privacidad, por lo que muestran más preocupación, aunque la gran mayoría reconoce que no protege sus datos de la forma que debiera, especialmente cuando hablamos de aplicaciones móviles.

El estudio de Microsoft concluye que la legislación actual es insuficiente en esta materia y subraya la necesidad de trabajar en nuevas medidas que garanticen la protección de privacidad de la ciudadanía en la red. La propuesta llega en un momento delicado, después de que los atentados en Paris hayan puesto en primera plana los derechos de privacidad.