Los países de Europa más preocupados por su privacidad

Un estudio revela que usuarios y usuarias de España son lo más preocupación muestran por la protección de datos privados en Internet.

Internet-datos-personales-privacidad-en-la-red-pantallas-amigas

El estudio sobre el “Estado de la privacidad”, llevado a cabo la compañía de seguridad Symantec entre más de 7.000 internautas, ha revelado que la protección de los datos privados se ha convertido en una importante preocupación para consumidores y consumidoras. De todos los encuestados, son los de España quienes han demostrado una mayor inquietud en torno al uso que se hace de sus datos personales en Internet.

Según el informe un 78% de la ciudadanía española (frente al 57% de la europea) considera preocupante que sus datos puedan no estar seguros y un 69% (59% en Europa) ha experimentado problemas con la protección de los suyos en algún momento del pasado.

Muy lejos está la ciudadanía alemana, segundos de la lista, con un 62% de encuestados y encuestadas reconociendo su preocupación. Le siguen Francia (56%), Holanda (53%), Italia (51%), Dinamarca (50%) e Inglaterra, siendo estos últimos los únicos que bajan del 50% (se quedan en un 49%).

El 66% de todos los encuestados y encuestadas asegura que le gustaría tener un mayor control sobre su privacidad, aunque reconocen no saber  cuales son los mecanismos que deben aplicar. Apenas un 25% reconoce leerse los términos de las licencias cuando se dan de alta en algún servicio online, mientras que sólo el 14% aprueba que las empresas puedan compartir sus datos personales con terceros.

La privacidad en Internet preocupa cada vez más a la ciudadanía

primera

Un estudio demuestra que casi un 80% de usuarias y usuarios de la red muestran inquietud por la pérdida de privacidad.

La pérdida parcial o total de la privacidad se ha convertido en una de las mayores preocupaciones de las personas que utilizan Internet en su día a día. Así lo manifiesta un estudio elaborado por Microsoft en 12 países, donde el 79% de los encuestados reconocen que los efectos de la tecnología en la privacidad son fundamentalmente negativos.

Según los datos, ciudadanas y ciudadanos de países desarrollados tienen una mayor cultura de la privacidad, por lo que muestran más preocupación, aunque la gran mayoría reconoce que no protege sus datos de la forma que debiera, especialmente cuando hablamos de aplicaciones móviles.

El estudio de Microsoft concluye que la legislación actual es insuficiente en esta materia y subraya la necesidad de trabajar en nuevas medidas que garanticen la protección de privacidad de la ciudadanía en la red. La propuesta llega en un momento delicado, después de que los atentados en Paris hayan puesto en primera plana los derechos de privacidad.